Todos los predicadores son vulnerables al cargo de hipocresía

Los ministros no son dignos de su llamado. Todos los predicadores son vulnerables a la acusación de hipocresía. De hecho, mientras más fieles son los predicadores a la Palabra de Dios en su predicación, más expuestos están al cargo de hipocresía. ¿Por qué? Porque mientras más fieles son las personas a la Palabra de Dios, más elevado es el mensaje. Y mientras mas elevado el mensaje, mas lejos estarán de poder cumplirlo por sí mismos.

R.C. Sproul, La Santidad de Dios, Publicaciones Faro de Gracia (2002), p.33

No hay comentarios: